viernes, 9 de julio de 2010

¿COORDINACIÓN TIC?

 
 

Enviado por Adrià a través de Google Reader:

 
 

vía 2.0 de ©Lola el 8/07/10

Está bien la que se ha liado a consecuencia del recorte a cero (para quien tuviera algo que recortar) del número de horas de coordinación TIC.

Está muy bien, porque además del lío que se ha formado, poder ver en directo en la Red cómo el personal se irrita, razona, comparte, concluye y finalmente actúa, ha sido reconfortante en este mundo de mediocres donde nadie mueve un dedo por las cosas que, todo el mundo lo sabe, importan de verdad. Especialmente, tengo muchas ganas de decirlo, los sindicalistas del cobro de la calidad y mejora (a mí me daría un apuro tremendo gastar ese dinero), ya podían ocuparse de sus cosas, que son las nuestras (a las que llegan siempre tarde y mal). De las cosillas que importan menos, como el ROC y aledaños,  ya tenemos encargados y encargadas fieles (a quien corresponda) como mascotas, que se ocuparán de que no falte un papel, aunque todo sea mentira. Y así el sistema nos seguirá chupando la sangre y engañándose a sí mismo in aeternum.
Así que vamos a hablar, ya que nos hemos puesto, de todo un poco.
Por ejemplo, en casi todos los foros y artículos de prensa (confeccionado alguno a la ligera o eso parece) sólo se habla de IES que se han quedado sin coordinador TIC. Alguien ha olvidado que el chaparrón de ultraportátiles no ha llegado a los institutos durante este curso pasado. Hemos sido el profesorado de tercer ciclo de primaria el que ha sacado el paraguas y ha capeado el temporal. Y a pelo. La mayoría, hemos terminado hasta arriba de agua, pero con una ilusión, una fe y unas ganas que, como nadie nos aplaude, nos aplaudo yo ;)

Y, cómo no, en la mayoría de los colegios de primaria donde ha caído el maná educativo en forma de maquinillos verdes (muy delicados, la verdad) no había, ni hay, ni parece que habrá, coordinador TIC. Ni siquiera coordinadora (para no perder mis hilos, los únicos que sé seguir, he de recalcar aquí lo masculino del lenguaje de la protesta). Hay coordinadoras, les recuerdo. Y muy buenas, por cierto.
Independientemente de la metedura de pata de la consejería (nunca dejan de sorprenderme, son como un novio de los que enganchan con el "a ver qué me trae ahora", nunca te aburres), hay que empezar a poner las cosas en su sitio y a aprender a pedir lo que es nuestro. De todos, de todas. Sólo veo cabreos cuando faltan dineros o faltan horas. Quizá el momento de liarla parda fue cuando iban a venir los ordenadores, pidiendo esa coordinación para la gente que la afrontamos "a pelo". Pero nadie hizo nada. ¡Ah sí!, quejarse al viento y a quien nada podía hacer. Y usar este déficit como excusa, entre otras, para no hacer nada.
Hacen falta las coordinaciones TIC. Es evidente. Aunque las llamen de otra forma. Pero son algo más que necesarias las figuras de personas que, en los centros educativos, sean de primaria o de secundaria, se encarguen de dinamizar la normalización del uso de los ordenadores e Internet como herramienta de trabajo. ¿Es que es tan difícil de entender? Y no, no valen más horas para el equipo directivo salvo que queramos colegios con maneras de actuar poco democráticas donde sólo dos o tres personas, a veces una, controlan todo como si hubiera alguien realmente capaz de semejante hazaña. Claro que esto también tiene una explicación evidente, pero esa me la trae al pairo (básicamente, aunque sé que me perjudica)


Es necesario no aprobar más proyectos al tuntún (tal vez se hizo). Y es necesario ir a ver si la persona que coordina las TIC en los centros está haciendo su función, que está muy clara y es muy necesaria, o si se está formateando, arreglando entuertos o tapando agujeros que no corresponden porque la urgencia está en el aula, no en el servidor, se caliente, se caiga o reviente…; y hacen falta especialistas informáticos, que no es lo nuestro... ¿los centros TIC desde el 2003 están que se salen en mejora de la enseñanza y todo el profesorado se ha formado como es debido? Hay un montón de preguntas sin respuesta; un puñado de problemas sin solución; unos gobernantes que no saben de qué va esto que han financiado con millones de euros que son del y de la contribuyentes y que tiran a la basura con una alegría que quién diría que hay crisis, sin ni siquiera sospechar hasta qué punto están metiendo la pata. Porque si además lo hacen de manera consciente, yo me rindo.
No olvidemos pues la esencia de lo que nos ocupa, que no es lo buenos y buenas que somos y las horas que echamos, que también. Es, sencilla y llanamente, que el alumnado de absolutamente todos los niveles, tiene derecho a formarse, entre otras cosas, usando las TIC y las TAC; que el profesorado, absolutamente todo, tiene la obligación y el derecho también, de formarse y y saber ayudar a su alumnado a usar esta maravilla de herramienta; y que la administración tiene la obligación de estudiar más, saber  de qué habla, que parece analfabeta digital ella, y debe saber en qué puñetas gasta nuestros dineros, y no pasarse por el forro de la gabardina (unisex) cada cosa buena que le vamos dando: trabajo extra, opiniones, sugerencias... y calidad sin primas.
Yo, para no dejarlo todo en protesta inútil,  he ofrecido mi ayuda desinteresada al señor consejero. Ahora sólo falta que la acepte. Si es listo, lo hará.


 
 

Cosas que puedes hacer desde aquí:

 
 
Publicar un comentario

Feeds que he leido

Compartidos desde el Reader

Twitter