martes, 29 de diciembre de 2009

Como convertir varios archivos de audio al mismo tiempo en Audacity

 
 

Enviado por Adrià a través de Google Reader:

 
 

vía Proyecto Autodidacta de Iván Lasso el 27/12/09

Audacity es un poderoso edicitor de audio de software libre que nos permite hacer numerosas cosas. Entre ellas, la que vamos a ver ahora: convertir archivos de formato. En este ejemplo, veremos como hacer la conversión de OGG a MP3, aunque las instrucciones son válidas prácticamente para cualquier tipo de conversión.

Lo primero que hacemos, obviamente, es abrir el Audacity. Para realizar la conversión adecuadamente, tenemos que asegurarnos de que tenemos todos los codecs necesarios. Para ello, vamos a Editar > Preferencias y, en la ventana que se nos muestra, dentro del recuadro de la izquierda, vamos a Bibliotecas.
Audacity utiliza dos Bibliotecas: LAME y FFmpeg. LAME permite abrir y convertir archivos en formato MP3, pero FFmpeg permite además una amplia variedad de archivos. La sugerencia es que estén instaladas las dos.
Si ya están instaladas, aparecerá la versión junto al nombre de cada biblioteca. Si no lo está, aparecerá un mensaje indicándolo, tal y como se ve en la imagen. Para descargar cualquiera de las bibliotecas que necesitemos, podemos hacer clic en el botón Descargar, lo cual nos dirigirá a la página que contiene la última versión de los codecs.

media_1261976955629.jpg

Una vez que disponemos de los codecs necesarios, introducimos los archivos en Audacity. Para ello, vamos a Archivo > Importar > Audio.

media_1261974235731.jpg

Nos vamos hasta la carpeta donde están los audios que deseamos convertir, los seleccionamos y hacemos clic en Abrir.

media_1261974291406.jpg

Los archivos empezarán a cargarse en el programa. Dependiendo del número de archivos y de la duración de cada uno, este proceso puede ser más o menos largo.

media_1261974369618.jpg

Cuando se hayan cargado todos los archivos, vamos a Archivo > Exportar múltiple…

media_1261974411659.jpg

Se nos abrirá una ventana donde debemos seleccionar la carpeta donde se van a guardar los archivos exportados. Es muy importante seleccionar y no dejar la que viene por defecto pues no se nos guardarán de manera automática en el lugar de los originales.

media_1261974448918.jpg

En esta misma ventana seleccionamos también el formato del archivo hacia el cual queremos convertir (en este ejemplo, MP3). Después, le damos a Opciones… para definir las características del archivo.

media_1261974465870.jpg

En el caso del MP3, nos aparecerán las opciones que se ven en la imagen. Aquí, lo que selecciones va en gusto de tus preferencias y necesidades. Sólo recuerda que la calidad del archivo exportado no mejorará por mucho que le indiques un número de kbps mayor al original. También ten encuenta que, a mayor número de kbps, mejor calidad pero mayor peso; y al reves, menor número de kbps, menor calidad y menor peso. Si te sientes un poco perdido, aquí tienes una pequeña explicación acerca de los archivos de audio y aquí otra acerca concretamente del MP3.

media_1261974487669.jpg

Una vez definidas las características del audio, le damos a Exportar. En este momento nos empezarán a aparecer una ventana por cada archivo que vamos a exportar. En ella, podemos modificar las etiquetas ID3 de los archivos. Si lo deseas, hazlo. Si no quieres, o no sabes que son exactamente, o no te interesan, todo lo que tienes que hacer es darle a Aceptar en cada ventana que te vaya apareciendo.

media_1261974547404.jpg

Una vez que terminen de aparecer todas las ventanas de las etiquetas, los archivos se empezarán a convertir. De nuevo, ten en cuenta que este proceso será más o menos largo dependiendo de la cantidad y la duración de los audios.

media_1261974671526.jpg

Cuando termine la conversión, aparecerá una ventana indicando que ésta se ha producido de manera correcta junto con la ruta de los archivos que se han convertido.

media_1261975017702.jpg

Recuerda que Audacity es un programa de software libre y, además, gratuito. Puedes descargarlo desde su página, en versiones para Windows, Mac y GNU/Linux. Por cierto, hay dos versiones: una estable y una beta. Mi recomendación es que uses la beta. Es muy estable y tiene muchísimas funciones más que la otra.

Escrito por Iván Lasso, bajo una licencia Coloriuris Amarillo, en Proyecto Autodidacta. Sigue el canal Twitter, hazte fan en la página de Facebook y, si utilizas el material de este blog en clases, ¡apúntate al mapa!

Si te gustó esta entrada, ayúdame a comprar café para hacer más (por Paypal).


 
 

Cosas que puedes hacer desde aquí:

 
 
Publicar un comentario

Feeds que he leido

Compartidos desde el Reader

Twitter